Tengo escrito por ahí que Mikro Mir es una marca curiosa, dedicada a traer al modelista una auténtica historia de los sumergibles del siglo XIX a hoy. Ahora anuncia este submarino Peral a escala 1/144 y, como bien reza en la caja, el primero con baterías eléctricas (y tubo lanzatorpedos, añado yo). Hora era que alguien se acordase y han tenido que ser rusos.

Como de costumbre en la casa, la maqueta es de tirada limitada con pocas piezas de plástico y algo mejor calidad que la de sus primeros lanzamientos.

Como novedad, incluye varias piezas de plástico transparente para detallar la torre, que en lugar de periscopio, empleaba un prisma con cristales que ahora llamaríamos de visión perimetral.

También lleva una plancha de fotograbado más grande que en otras ocasiones.

De las instrucciones parece deducirse que los de Mikro Mir han estudiado bien la restauración que se le hizo en 2013, cuando se le quitaron al casco decenas de capas de pintura hasta que apareció el color original, como se aprecia en las fotos de la empresa Tracer que llevó a cabo estas tareas. Magnífico trabajo de restauración, por cierto.

Por contra, me da que las hélices de la maqueta tendrán su peluseo para darles esta forma y no la que viene en las instrucciones.

Por cierto, y como curiosidad, parece que las hélices fueron a buscarlas a Gran Bretaña, a juzgar por su inscripción original.

Con lo sarnosos que somos en España para nuestro pasado, no deja de ser una simple casualidad que hayamos conservado esta joya histórica y tecnológica mundial que estuvo a punto de ser desguazada a principios del siglo XX. Tras muchos años a la intemperie, el interior estaba así antes de la restauración que llevó al Peral a descansar por fin en el Museo Naval de Cartagena. Las imágenes son del periódico La Verdad de Murcia.

La proa. La superficie del fondo era la porta del tubo lanzatorpedos. Obsérvense los innumerables remaches.

La popa con parte de los ejes de las hélices.

Sección central. Al fondo una escotilla de acceso al compartimeinto de proa y que recuerda a las de submarinos muy posteriores. Los estantes servían para los acumuladores eléctricos.

Sección central y más estantes.

Esta foto la incluyo para dar una idea del interior a escala humana.

Termino por hoy con una serie de grabados de época que he encontrado sobre las pruebas del Peral en Cádiz.♦